El experto ha muerto; tu futuro profesional depende de la velocidad con la que aprendas cosas nuevas.

by | May 26, 2022 | desarrollo profesional, marca personal, productividad

Ya no existe el “experto”, el futuro profesional es el aprendizaje constante

La carrera que elegiste hace algún tiempo y la experiencia que has acumulado haciendo tu trabajo ya no son suficientes para asegurarte el éxito profesional. El experto ya no existe, el futuro profesional es el aprendizaje constante.

Puedes tener muchos títulos, años de experiencia y ser considerado uno de los mejores en tu industria o negocio porque eres todo un experto, pero curiosamente, en el mundo que vivimos hoy, eso te puede estar haciendo mucho daño.

(Versión en video)

 

Durante muchos años estaba claro lo que se necesitaba para tener una carrera profesional exitosa.

Básicamente se necesitaba elegir una carrera con cierto nivel de popularidad, ir a la universidad, conseguir un empleo, acumular experiencia y aprovechar las oportunidades para conseguir buenas promociones. Si eras más atrevido, entonces, después de algunos años de experiencia te independizabas y empezabas tu negocio propio.

El secreto era convertirte en un experto, conocer tu negocio o profesión de arriba abajo, identificar rápidamente las oportunidades y disminuir los riesgos porque lo dominabas todo. Esto hacía que se ganara respeto y popularidad como alguien que se las sabía de todas, todas. Obviamente las compañías y clientes siempre querían hacer negocios o contratar a los mejores, a quienes tenían más experiencia.

De esta manera vimos triunfar a muchos profesionales; así se construyeron muchas carreras o negocios exitosos, pero qué pasa ahora que las cosas cambian todos los días; hoy que la innovación y tecnología están transformado por completo la manera en que funcionan todas las industrias la experiencia es menos importante, hoy la creatividad y sobre todo el aprendizaje continuo son lo más importantes.

 

¿Qué está cambiando y por qué el aprendizaje continuo es lo más importante?

El mundo del trabajo en su conjunto está experimentando un cambio masivo. Ocupaciones y profesiones enteras se están transformando de manera muy rápida. La manera en que se hacían las cosas ayer ya no funciona hoy y seguramente cómo se hace hoy no va a funcionar mañana. Haz una pausa y piensa, ¿Qué a cambiado en tu trabajo en los últimos dos años?

Estoy seguro que muchas cosas, por lo menos la manera de comunicarnos ya no es igual, eso es nada más un ejemplo, pero en algunas industrias ha cambiado todo; cómo se diseñan los productos, cómo se maquilan, cómo se promueven y venden es completamente diferente. Seguramente has comprado algo en el Internet, ¿te imaginas como ha cambiado la industria del comercio, de los supermercados, de las tiendas departamentales, de logística y el marketing?, es impresionante.

Se calcula que el conocimiento humano se duplica cada 13 meses, y que la cantidad de información que recibimos se duplicará cada 11 horas, a este paso, nadie puede ser un experto en nada, por eso te puedo asegurar, que si tu trabajo o negocio dependen de seas un experto, muy pronto serás remplazado por una máquina, porque sólo un robot puede asimilar y manejar la información que se está generando.

Esto no quiere decir que tenemos que dejar de aprender, todo lo contrario, el desarrollo profesional tiene que ser considerado como un proceso de toda la vida, lo que ya aprendimos será obsoleto muy rápido y lejos de ayudarnos, puede entorpecer nuestra capacidad de adaptación.

 

La importancia del aprendizaje a lo largo de toda la vida

Tu supervivencia profesional depende de la velocidad en la que adquieras conocimientos nuevos y los pongas en práctica. Ya no se trata nada más de elevar tu nivel de empleabilidad, que desde luego es sumamente importante, también se trata de adaptar tu aprendizaje a la vida cotidiana. En el fondo se trata de mejorar tu calidad de vida con lo que aprendes.

Si te acostumbras a aprender todos los días, mejoras tu comprensión del mundo y descubres más oportunidades. Entonces pasas del estado de preocupación al de la acción, así estás listo para adaptarte más rápido y desarrollarte de manera más eficiente.

Si haces lo que realmente te apasiona, cuando estás fuera del trabajo puedes explorar y desarrollar habilidades transferibles. Es decir, capacidades que te sirven en muchos terrenos tanto en la vida personal como profesional. Puedes pensar que esto es exagerado, yo digo que no; hoy que el conocimiento es tanto y está al alcance de la mano de casi todo el mundo, el profesional promedio se acabó. Ya no hay espacio para él en ninguna industria.

Los nuevos analfabetas no serán quienes no sepa leer, escribir o utilizar la tecnología en su beneficio. Serán quienes no puedan desaprender lo que saben para aprenderlo otra vez de manera continua.

 

¿Qué es el aprendizaje en la era digital?

A todos nos enseñaron que aprendizaje es lo que obteníamos a través de la educación académica, básicamente las escuelas, universidades e instituciones oficiales. Hoy eso es nada más una pequeña parte del aprendizaje que necesitamos para desarrollarnos exitosamente. Los títulos universitarios son importantes, pero no definitivos. Los nuevos métodos de aprendizaje se adaptan más rápido a las necesidades del mercado.

A las instituciones tradicionales les cuesta mucho tiempo y trabajo adaptar sus planes de estudio, por lo que aprender en el Internet, es posible y necesario. Muchos de los trabajos, ocupaciones, roles o habilidades que se necesitan hoy todavía son desconocidas para las grandes universidades. Por eso tenemos que abrirnos a entender que el conocimiento se puede adquirir en cualquier lugar y todo el tiempo.

No hace falta más que hacer una búsqueda en el Internet para descubrir miles de opciones para aprender desde casa y a precios muy bajos.

 

El aprendizaje te da opciones

El aprendizaje a lo largo de toda la vida nos hace menos resistentes al cambio, nos hace más flexibles y competitivos que un experto que domina nada más una disciplina, pero es ignorante en muchas más cosas que necesita.

La mente es un músculo, entre más la utilizas más fuerza adquiere para aprender habilidades nuevas. Aprender a aprender es más importante que nunca, tal vez una de las habilidades más importantes en el futuro del trabajo. Por eso, la manera en que se aprende también es importante, porque es diferente para cada uno. No hay que tener miedo de intentar, experimentar y corregir lo que no funciona. Hay muchas habilidades difíciles y complicadas, pero no tenemos que dominarlas al 100%, eso sería regresar al modo experto, que como vimos cada día es más inútil. Lo que necesitamos es tener una comprensión razonable de todo lo que está sucediendo en el mundo, para ver dónde encajamos y cómo aprovechamos mejor las oportunidades.

 

Conclusiones:

El experto ha muerto, la curiosidad, la creatividad y la pasión por el aprendizaje permanente son las claves del éxito en el futuro del trabajo.

La batalla que estamos librando no es contra la velocidad y capacidad de las máquinas, es contra la resistencia al cambio que tienen los expertos. Considérate un estudiante eterno, aprende a aprender toda la vida y de esa manera no solamente estarás listo para lo que se presente, sino que serás capaz de adaptarte más rápido y porque no, también ser parte del grupo de gente que empuja el cambio.

También te podría gustar: